Search in:

ESTRATEGIAS DE MEDIACION Y DISCIPLINA EN EL AULA

DIPLOMADO VIRTUAL DE HABILIDADES DOCENTES:

“ESTRATEGIAS DE MEDIACION Y DISCIPLINA EN EL AULA”

2d1Para ninguno de los vinculados con la educación  es novedad que estamos viviendo un profundo cambio en  la perspectiva actual de la misma;  la sociedad en general le demanda actualmente a la escuela una pedagogía orientada a satisfacer las necesidades del mundo actual, que atienda de manera eficaz los requerimientos derivados de una sociedad global y globalizadora, del avance vertiginoso de las ciencias y la tecnología, del cambio de una sociedad local a una internacional, es decir, una pedagogía basada en el diálogo, en la interacción; en la vinculación entre la teoría y la práctica; en la inter y transdisciplinariedad que le permita al estudiante hacer uso de los aprendizajes adquiridos para la vida y no para la escuela; en el desarrollo de las habilidades para aprender a aprender, para convivir y para trabajar con otros; en el desarrollo del sujeto como persona y como persona social, con las habilidades para tomar decisiones acertadas, así como para saber enfrentar las consecuencias de dicha toma de decisiones.

A partir de lo anterior, evidentemente se tiene que repensar el papel del docente, aspecto ampliamente discutido en muchos foros, los cuales sin embargo,  desafortunadamente, no han logrado llegar más allá de construir un largo listado de competencias deseables en su desempeño, en los que hacen presencia teorías de la educación , del aprendizaje, corrientes y enfoques del nuevo milenio.

El papel tradicional del docente, aquel en el que transmite de una forma conservadora los contenidos de una currícula casi exclusivamente académica, resulta inoperante para la educación actual.

El nuevo papel del docente, deseablemente,  debe incluir las habilidades necesarias para generar espacios adecuados de aprendizaje para sus alumnos, para diseñar situaciones que les impliquen retos cognitivos y sociales, a través del desarrollo de  un conjunto de actividades, evidentemente adecuadas, que les permitan la interacción con los objetos de conocimiento, su manipulación -ya sea manual o mental-, la posibilidad de elegir  y sobre todo que les permita ir de la acción a la reflexión, todos éstos elementos del aprendizaje activo, lógicamente en un ambiente de colaboración con los compañeros y con el propio docente, en un marco de autonomía y autorregulación.

Es decir, el profesor debe actuar como mediador del aprendizaje, más allá de ser el profesor que transmite información, debe ser un profesor capaz de seleccionar de forma adecuada los mejores procesos para el aprendizaje, centrado en la mediación, haciendo uso de las habilidades de pensamiento y de estrategias cognitivas y metacognitivas.

Collins (1998) plantea que los cambios en la función docente van del tránsito en:

  • De una enseñanza general a una enseñanza individualizada.
  • De una enseñanza basada en la exposición y explicación a una enseñanza basada en la indagación y la construcción.
  • De trabajar con los mejores a trabajar con grupos diversos.
  • De programas homogéneos a programas individualizados.
  • Del énfasis en la transmisión verbal de la información al desarrollo de procesos de pensamiento.

Barr y Tagg (1995) en su documento denominado “De la enseñanza al aprendizaje” hacen amplia referencia a la necesidad de transitar de un paradigma al otro, en función de los cambios actuales y las demandas sociales, detallan al Paradigma de enseñanza, como…“El Paradigma de Enseñanza aborda el aprendizaje atomísticamente. En él, el conocimiento, por definición consiste en una materia suministrada por un instructor. El agente principal en este proceso es el profesor, quien entrega conocimiento; los alumnos son vistos como recipientes vacíos, que ingieren conocimiento que ha de ser recordado para los exámenes. Así, cualquier experto puede enseñar. En parte porque el profesor sabe cuáles trozos de conocimiento son los más importantes, él controla las actividades de aprendizaje. Se presume que el aprendizaje es acumulativo porque se amontona al ingerirse más y más trozos. Se otorga un grado cuando el alumno ha recibido una cuota específica de instrucción.

En cuanto al Paradigma de aprendizaje mencionan que…

”El Paradigma de Aprendizaje aborda el aprendizaje holísticamente, reconoce que el principal agente en el proceso es el que aprende. Así, los estudiantes deben ser descubridores y constructores activos de su propio conocimiento. En el Paradigma de Aprendizaje el conocimiento consiste en marcos de referencia o totalidades que ha creado o construido el que aprende. No se ve el conocimiento como acumulativo y lineal, como una pared de ladrillos, sino como una urdimbre e interacción de marcos de referencia. El aprendizaje se revela con esos marcos de referencia se utilizan para comprender y actuar. Ver la totalidad de algo –el bosque más que los árboles, la imagen de la foto en un periódico más que su granulación- da sentido a sus elementos, y el todo se convierte en algo más que la suma de las partes que lo componen. El todo y los marcos de referencia pueden aparecer repentinamente en un destello de visión interna, de comprensión frecuentemente después de mucho trabajo intenso con las partes, tal como sucede cuando uno de pronto sabe cómo andar en bicicleta.

En el Paradigma de Aprendizaje los ámbitos y las actividades se centran en el que aprende y son controlados por él. Pueden incluso darse “sin maestro”. Mientras que los profesores hayan diseñado los ámbitos y experiencias de aprendizaje para uso de los estudiantes –frecuentemente a través del trabajo en equipo entre ellos o con otro personal- no necesitan estar presentes o participar en cada actividad de aprendizaje estructurada.

Es decir, transitar del Paradigma de enseñanza, en el cual el centro es el profesor, al Paradigma de aprendizaje, en el que el centro es el alumno, implica un profesor capaz de optimizar los diferentes espacios donde se genera el conocimiento, atendiendo de manera particular la organización de los contenidos de aprendizaje, la interacción mediadora entre el objeto de conocimiento y el alumno, así como un permanente  seguimiento de los logros de sus estudiantes, apoyando su desarrollo social y personal, es decir convertirse en un docente estratégico.

docenteticAnte este reto, el Diplomado Virtual de Habilidades Docentes: Estrategias de Mediación y Disciplina en el Aula, se orienta a brindar a los profesores y a todos aquellos profesionistas vinculados con la educación,  las herramientas intelectuales y cognitivas necesarias para que sean capaces de responder a los rápidos cambios en el conocimiento científico y tecnológico, que sean capaces de utilizar las nuevas tecnologías,  que reorienten su enseñanza hacia una práctica centrada en la mediación y en el desarrollo de la autonomía y la autorregulación de sus alumnos, a través de la aplicación del proceso mediador del aprendizaje y  del desarrollo de las habilidades de pensamiento de sus alumnos,  en el marco de la autonomía, como centro de la disciplina en el aula.


Contenido

Tema I
Tema II
Tema III
Tema IV
Tema V

 

Dirigido aFecha y CostoInformesTe ofrecemosFormas de Pago
Profesores en servicio e inactivos, pedagogos, psicólogos, profesionales de la educación en cualquier rama, profesionales de otras áreas que tengan vínculos con la educación.
Fecha de inicio: 18 de junio de 2016.
Duración: 15 semanas
Costo: $4,500.00 pesos mexicanos.
Email: instituto.educacion.aei@gmail.com

– Recibirás capacitación para trabajar en la plataforma virtual.
– Materiales de lectura.
– Asesoría permanente durante el desarrollo del Diplomado.
– Amplia interacción entre docente y alumnos.
– Descuentos al cursar otros Diplomados o talleres

Deposito bancario o Paypal.

Promoción paga antes del mes de mayo y recibe un 40% de descuento.

 ¡ Paga únicamente $ 3,600.00 pesos mexicanos !

Logo20Banamex Cuenta MasterCard:  5177125570771098

 

Formato-de-Inscripción

Costos de Inscripción:

Formato-de-Inscripción
Formato-de-Inscripción
Formato-de-Inscripcion.xls
68.0 KiB
161 Downloads
Details